Don Bosco

Estimados lectores del blog de Bolivia:

El último punto del programa de la semana de proyecto de formación era el Instituto técnico Don Bosco en El Alto. Este Instituto permite que más de 2000 estudiantes entre 19 y 30 años se formen en profesiones preferentemente técnicas y económicas. La formación es gratuita se dirige, sobre todo, a jóvenes con recursos económicos limitados y suele abarcar tres años de teoría con seis meses de prácticas. Para el instituto es de vital importancia que el estudiantado recabe experiencia práctica durante la formación. Aquí no existe un sistema dual como en Suiza.

Nos hicieron una visita guiada por las aulas del Instituto y nos presentaron brevemente las diversas profesiones. En el taller, dos estudiantes nos explicaron un proceso de automatización para controles con una máquina. «No hay muchas diferencias con respecto a un proceso de este tipo en Suiza », nos comentó Tim, quien está formándose para ser experto de automatización en GF.

Asimismo, el taller gráfico del Instituto está bien equipado. En él los jóvenes aprenden el proceso completo, desde el diseño hasta la fabricación de productos impresos como carteles o folletos.

Technisches Institut Don Bosco

Tras la presentación sobre la formación profesional, breve pero interesante, nos dirigimos a la cafetería del instituto. A modo de agradecimiento por nuestra visita, los estudiantes que antes nos habían explicado las diferentes profesiones representaron tres danzas populares bolivianas. No nos fuimos sin entregar a la dirección del centro los frisbees que habían fabricado los futuros tecnólogos de plástico de nuestro grupo, Sreileak, Jasmina y Lucas.

Technisches Institut Don Bosco

A las 17:30 abandonamos el instituto y regresamos a La Paz donde, tras una última cena juntos, pronto tuvimos que empezar a hacer las maletas. Un par de horas más tarde comenzamos el viaje de vuelta a Suiza. Aún nos esperaba una sorpresa más: una visita diurna por Bogotá. Dado que nuestro vuelo de vuelta tenía prevista una escala de más de 12 horas en la capital colombiana, era una buena ocasión para salir del aeropuerto y descubrir la ciudad. De ese modo, además de La Paz, pudimos visitar una metrópolis latinoamericana polifacética.

 

Bogotá

Bogotá

 

Tras regresar al aeropuerto de Bogotá por primera vez fuimos conscientes de verdad de que se había terminado la semana de proyecto. Después de casi 16 horas de vuelo, el domingo por la noche aterrizamos sanos y salvos en Zúrich.

Para ver más fotos de la visita al Instituto Don Bosco y de nuestro viaje de regreso puedes visitar la galería de fotos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario